Diferencia entre los términos BIOLÓGICO,  ECOLÓGICO y ORGÁNICO

Los adjetivos BIO (biológico), ECO (ecológico) y orgánico son sinónimos a nivel legal, sin embargo existen pequeños matices que diferencian estos tres términos. A continuación te explicamos cómo difrenciarlos y qué caracteríticas tiene cada uno de ellos.

¿Qué es un producto biológico?

El concepto BIO se suele atribuir a un producto natural, que gracias a sus nutrientes y su calidad, es beneficioso para la salud. Por tanto un producto BIOLÓGICO es aquel que no ha sufrido ningún tipo de manipulación genética durante su proceso de elaboración. El sello BIO garantiza que se contribuye a una mejora del patrimonio genético y apoya la preservación de un elevado nivel de biodiversidad.

El Sello Europeo garantiza que el alimento está compuesto por al menos, un 95% de ingredientes provenientes de métodos de producción ecológicos y que respeta en su totalidad la legislación vigente en el seno de la Unión Europea. Además garantiza su trazabilidad dentro es este territorio.

¿Qué es un producto ecológico?

Este adjetivo tiene un carácter más medioambiental. Un producto ecológico es aquel que sigue un proceso de producción respetuoso con el medio ambiente y que desarrolla todas sus etapas de crecimiento sin intervención artificial. Un producto ecológico por tanto está libre de pesticidas, herbicidas químicos, fertilizantes artificiales y hormonas. Así se consigue preservar al máximo los recursos naturales.

¿Qué es un producto orgánico?

El término “orgánico” garantiza que no se han utilizado químicos artificiales, pesticidas ni fertilizantes durante el  proceso de desarrollo del alimento. Por tanto este adjetivo nos asegura que el productor contribuye a mantener y aumentar la fertilidad del suelo, a prevenir la pérdida de la biodiversidad del subsuelo, y a mantener la pureza de los manantiales de aguas subterráneas.

Por tanto, si entendemos la diferencia entre estos tres términos podremos darnos cuenta de que por ejemplo, no todos los alimentos orgánicos son BIO, ya que puede ser que no contengan elementos químicos pero sin embargo pueden haber sido elaborados con productos manipulados genéticamente.